Profesionales    Big Ideas

Big Ideas: de la “nueva normalidad” a los balones fuera de Trump

El coronavirus ha generado un nuevo concepto que vuelve a todos locos: la “nueva normalidad”

3 minutos
El coronavirus ha generado un nuevo concepto que vuelve a todos locos: la

En los últimos días, las redes sociales han estallado contra el que consideran un nuevo eufemismo del Gobierno para ‘blanquear’ la situación generada por el COVID-19: la "nueva normalidad". Muchos acusan a Pedro Sánchez de emplear este concepto como una rebuscada forma de evitar la gravedad de las consecuencias económicas y sociales que veremos una vez comience la también mal denominada 'desescalada'.

Pero resulta que este término ni es nuevo ni exclusivo de esta crisis sanitaria: es ya un viejo conocido y manido recurso en la retórica moderna. Ya en la crisis de 2008, se empleó la "nueva normalidad" para hablar del escenario abierto tras ese varapalo. E incluso antes se usaba para referirse a los cambios iniciados por la digitalización.

Los 'balones fuera' de Donald Trump 

Cuando parecía que Donald Trump no se podía superar a sí mismo, el coronavirus le ha dado la oportunidad de demostrar una vez más su altura política. Tras negar la crisis sanitaria en un primer instante y reírse de las medidas extremas adoptadas por Asia o Europa, finalmente aceptó la realidad pero manteniendo el fuego encendido para que sus fieles seguidores sigan negándose al confinamiento y creyendo en toda clase de teorías conspiranóicas.

Lo último de Trump es echar balones fuera... en todas direcciones. En el plano científico, acusando a la OMS de mentir. Y en el económico, contra nuestro país: "Mira lo que le pasó a España. Su economía está en ruinas, está destrozada". Que mire a su alrededor...

Cuando el dinero no es lo primordial

Al sector empresarial se le ha acusado, desde muchos grupos sociales, de moverse exclusivamente por los beneficios económicos a costa de la ciudadanía en general. Sin embargo, en esta crisis del coronavirus hemos visto numerosos ejemplos de lo contrario: Microsoft, IBM y Cisco pusieron sus herramientas de videoconferencia al servicio de la población (especialmente colegios obligados a la teleenseñanza), Samsung se apoyó en Save The Children para donar equipos a alumnos desfavorecidos, T-Systems se alió con Mercabarna al crear una app para llevar alimentos a entidades y colectivos necesitados, Telefónica ha ofrecido datos ilimitados a muchos de sus clientes , Huawei ha donado cuantioso material sanitario...