TIC    Sostenibilidad

Esta herramienta es capaz de reducir el impacto ambiental de las empresas tecnológicas

Es un proyecto de la UOC que ha ganado el reto internacional Tech & Climate al permitir evaluar la huella ambiental de la computación en la nube

29 JUL. 2020
4 minutos

La transformación digital aporta muchas oportunidades y beneficios a la sociedad, pero también provoca el aumento del consumo energético por el uso de dispositivos, redes de distribución y centros de datos. Aunque no seamos conscientes de ello, la computación en la nube necesita de grandes cantidades de energía. Durante su ciclo de vida, las soluciones tecnológicas generan un impacto en el medio ambiente en ocasiones difícil de medir. Conocer la huella ambiental de un producto o servicio permite planificar las acciones que sean necesarias para mejorar la gestión ambiental de la compañía.

Un nuevo proyecto impulsado por investigadores de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC) permite evaluar la huella ambiental de la computación en la nube. Se trata de una nueva herramienta, llamada EFC (A tool for the assessment of the energetic footprint of cloud computing), para medir el uso efectivo de los recursos en la nube y calcular la energía gastada. Esto permitirá desarrollar políticas de eficiencia energética para un consumo óptimo y establecer mecanismos para que los usuarios sean cada vez más conscientes del consumo energético de los servicios en la nube.

"El objetivo de esta solución es convertirse en una fuente abierta e independiente para ayudar a las organizaciones a tomar conciencia y emprender las medidas oportunas a la hora de reducir la huella de su actividad", han señalado Xavier Vilajosana y Borja Martínez, impulsores del proyecto y miembros del grupo de investigación WiNe (Wireless Networks Research Lab) del Internet Interdisciplinary Institute (IN3) de la UOC

El proyecto ha conseguido alzarse con uno de los galardones del reto Tech&Climate, convocado por Digital Future Society. Junto con la UOC, la otra ganadora de reto Tech & Climate ha sido la empresa canadiense Awesense, que ha presentado una plataforma de software para optimizar la producción y el consumo de energía en los sistemas energéticos. La ciudad de Barcelona servirá de escenario para llevar a cabo las pruebas piloto de ambas soluciones con la voluntad de encontrar soluciones en el entorno digital que ayuden a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030.

Este primer reto Tech&Climate surge de una colaboración liderada por Digital Future Society (iniciativa impulsada por la Vicepresidencia Tercera del Gobierno de España – Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Red.es y Mobile World Capital Barcelona) y por el Ayuntamiento de Barcelona. El galardón, dotado con 80.000 euros, pretende buscar soluciones tecnológicas para medir y reducir la huella ambiental de las empresas del sector tecnológico, tanto del ámbito público como privado (especialmente PYMES y startups), considerando las fases del ciclo de vida de los productos y servicios que ofrecen (diseño, extracción de recursos y uso de materias primas, fabricación, distribución, uso y disposición final), o bien la infraestructura TIC existente y / o futura.