Industria    Motor

Ford apuesta por el coche eléctrico y ofrece un sistema de carga “sencillo, rápido y asequible”

La multinacional hará coincidir su ‘ecosistema de soluciones de recarga’ con el lanzamiento de su Mustang eléctrico en 2020

23 OCT. 2019
5 minutos

Ford quiere plantar cara a una de las mayores preocupaciones de los usuarios de vehículos eléctricos: poder recargar su vehículo de manera rápida y cómoda. Para ello, está preparando “un ecosistema completo de soluciones de carga que proporcionará un acceso integrado a la recarga en casa y en toda Europa”. Y ya tiene marcada una fecha en su calendario: 2020 con el lanzamiento de su nuevo Mustang eléctrico, informa la multinacional de la automoción en un comunicado.

Entre estas soluciones, destaca el Wallbox Conectado, que permitirá una carga "más sencilla, rápida y asequible" de los vehículos eléctricos de Ford desde casa. “Uno de los mayores obstáculos para los usuarios que contemplan la compra de un vehículo eléctrico ha sido el miedo a quedarse sin carga o la imposibilidad de encontrar un punto para conectarse“, ha asegurado Ted Cannis, director de Electrificación Global de Ford. 

“Al ofrecer un acceso de carga líder en la industria, incluyendo la red más grande de estaciones de carga pública entre todos los fabricantes de automóviles, estamos desmantelando esas barreras, permitiendo que más clientes disfruten con confianza de los beneficios de tener un vehículo eléctrico“, destaca Cannis.

Para utilizarlo, además, los usuarios de Ford podrán utilizar la aplicación FordPass para localizar, obtener indicaciones, pagar y supervisar la carga en los más de 125.000 puntos que tendrá su red cuando Ford comience la entrega de nuevos vehículos totalmente eléctricos a partir del año que viene.

Cargar el coche en casa

Asimismo, cada vehículo eléctrico enchufable de Ford viene de serie con un cable de carga doméstico de Ford, capaz de cargarse independientemente con la energía disponible en el enchufe de la casa. Los vehículos totalmente eléctricos de Ford se pueden cargar a través de una toma de corriente doméstica o a través de una caja de pared opcional Ford Connected Wallbox, que proporciona hasta cinco veces la potencia de carga de una toma de corriente doméstica estándar.

Además, en asociación con NewMotion y utilizando la conectividad proporcionada por el módem de a bordo FordPass Connect, la aplicación FordPass ofrecerá a los usuarios "acceso a la red más grande, y de más rápido crecimiento, de estaciones de recarga pública en Europa".

Los usuarios podrán utilizar sin problemas los puntos de recarga de pago en muchos mercados, iniciando y pagando los servicios desde una misma cuenta, explican desde la compañía. Con la funcionalidad de navegación conectada también permitirá a los usuarios de Ford en Europa enviar rutas preplanificadas desde sus teléfonos móviles o tabletas directamente a sus vehículos eléctricos.

Por otra parte, Ford es miembro fundador y accionista del consorcio IONITY, cuyo objetivo es construir 400 estaciones de carga de alta potencia en toda Europa para finales de 2020 en ubicaciones clave, lo que permitirá "una reducción significativa de los tiempos de carga de los vehículos totalmente eléctricos" en comparación con los sistemas existentes facilitando los trayectos de de larga distancia.

Por ejemplo, recargado con hasta 150 kW en una estación de carga IONITY, el nuevo SUV Ford totalmente eléctrico, inspirado en Mustang, alcanzará una autonomía de hasta 93 km en un plazo de 10 minutos a partir de la carga.

El nuevo SUV Ford totalmente eléctrico inspirado en el Mustang llegará en 2020, con una autonomía de conducción puramente eléctrica de hasta 600 km según el Procedimiento Armonizado Mundial de Pruebas de Vehículos Ligeros.