Industria    INDUSTRIA 4.0

Accenture convierte a Bilbao en el epicentro de la industria conectada

El presidente de Accenture en España lamenta que la crisis ha dejado "heridas de desindustrialización en nuestro país" en la inauguración de su nuevo centro internacional de Industria X.0 en Vizcaya

03 ABR. 2019 - Zamudio (Vizcaya)
6 minutos

Accenture ha convertido a Bilbao en el epicentro de la nueva industria conectada con la inauguración este miércoles de su centro de Industria X.0 en el Parque Tecnológico de Zamudio. Se trata de un espacio de más de 2.000 metros cuadrados dedicados a la cocreación y la innovación en la industria para y con los clientes de la multinacional poniendo el foci en procesos industriales de ingeniería, producción y mantenimiento, la mejora de la experiencia del trabajador y la creación de nuevos modelos de negocio digitales. 

Según ha explicado Juan Pedro Moreno, presidente de Accenture en España, Portugal e Israel, este nuevo espacio desarrollará proyectos para industrias de automoción, equipamiento industrial y de consumo, aeronáutica y transporte, energías renovables o recursos naturales. Estará conectado con la red mundial de Accenture de centros de Industria X.0 -la que hace uso de las tecnologías digitales a lo largo de toda la cadena de producción-, con sedes en Francia, Alemania, Italia y Estados Unidos y también con la Red Vasca de Ciencia y Tecnología. 

"En Accenture cremos que el crecimiento económico es el auténtico motor del estado del bienestar. En él, tanto la empresa privada como la industria tienen un papel muy relevante", ha señalado el presidente de Accenture, que también ha lamentado que a pesar de que la industria española ha sabido mantener el tipo durante la dura crisis en sectores como la automoción o la industria, también "nos ha dejado heridas de desindustrialización". "Solo el 16% del PIB español está producido por el sector industrial, mientras que el de servicios ha crecido hasta el 66%. La industria española solo ocupa el 13% de la población activa y la producción industrial también empieza a dar síntomas de cansancio", ha argumentado, por lo que centros como estos se convierten en un importante impulso para el sector.

Un sector que, ha dicho, se ve obligado a hacer frente a retos exógenos como "la desaceleración europea, tangible en países como Alemania o Francia; la guerra comerial en la que el mundo está inmerso o el Brexit". Y ha añadido que si la industria española fuera capaz de alcanzar los niveles de automatización que la media europea está alcanzando,  "estaríamos en una posición en la que podríamos añadir 48 mil millones de PIB más para 2021".

Para hacer frente a esta realidad, los cinco ejes básicos sobre los que articulará su actividad este centro serán la inteligencia industrial, el trabajador conectado, las operaciones ágiles, la, servitización de la economía y la ciberseguridad industrial. Todo ello, partiendo de las tecnologías que las habilitan: la realidad extendida, los gemelos digitales, la inteligencia artificial, el machine learning, el 5G, el internet de las cosas industrial, el blockchain y la robótica colaborativa. 

Según ha explicado Carlos Gallego, director de Industria X.0 de Accenture, en España en general y en el País Vasco en particular "aún existe potencial sin explotar para desarrollar la combinación correcta de tecnologías y modelos de negocio que permitan mejorar la competitividad de la industria española". Sin embargo, según Gallego, "solo un 13 % de las compañías españolas declaran hoy estar consiguiendo el retorno de sus inversiones en tecnologías digitales". "En este viaje, las empresas necesitan reinventar sus modelos operativos y redefinir su cadena de valor para convertirse en verdaderas empresas X.0", ha dicho el responsable de Accenture.

Entre las aplicaciones industriales que se han podido ver en este nuevo espacio se encuentra la gestión de respuestos de impresión 3D que ayuda a la compañías a decididir la estrategia de fabricación aditiva en función de datos como el coste, la criticidad de la pieza o la base de proveedores a través de un algoritmo de inteligencia artificial, que permite decididir qué piezas se deben imprimir. Herramientas para el rastreo de personas en tiempo real para prevenir riesgos laborales a través de la analítica visual o la utulización de exoesqueletos han sido otras de las soluciones que ha mostrado Accenture.