TIC    pymes

Ametic reclama un plan nacional para reducir la brecha digital en las pymes

La patronal tecnológica apuesta por utilizar mecanismos digitales en la relación cotidiana entre las pymes y las administraciones

07 JUN. 2019
3 minutos
El objetivo es impulsar la digitalización en las pymes españolas. / Kylie Haulk / Unsplash

Un plan nacional de apoyo a la competitividad de las pymes mediante la digitalización, que incorpore medidas para la formación, ventajas fiscales, apoyos financieros al diseño e implementación de planes de transformación digital. Esto es lo que reclama el grupo de reflexión de la patronal tecnológica Ametic para reducir la brecha digital e impulsar la digitalización.

Asimismo, este grupo incide en la necesidad de utilizar mecanismos digitales en la relación cotidiana de las pymes con las administraciones.

Estas exigencias se han realizado tras un análisis de la distancia entre aquellas empresas que abordan con decisión la transformación digital de sus procesos productivos, y las que, por falta de recursos, como profesionales con la formación adecuada, un ecosistema de I+D+i avanzado o infraestructuras de comunicación de suficiente capacidad, no se están subiendo a la ola tecnológica con la velocidad adecuada.

Para este grupo de reflexión, esta variante de la “brecha digital” no recibe la misma atención, pero tiene tanto o más peligro que el acceso a las tecnologías, tanto a nivel geográfico, socieconómico, de género y edad.

En este sentido, señala que es una situación "preocupante" que los ciudadanos se queden rezagados en el acceso digital. No obstante, en el caso de una empresa, puede costarle la supervivencia, y con ello, la de los empleos generados y los impuestos que liquida, sostiene el grupo.

Según el Informe PYME España 2018, elaborado por CEPYME, todas las pymes tienen un nivel básico de digitalización: solo el 19,7% cuentan con una plataforma e-commerce, y en torno al 40% tienen presencia activa en redes sociales. El grupo sostiene que el despliegue y la adecuada financiación de las infruestructuras de I+D y de la conectividad, junto con la formación de los profesionales digitales, son asignaturas mucho más urgentes para reducir la desigualdad, y mejorar la prosperidad, que otras formas de minimizar la brecha digital.