Entrevistas    South Summit 2019

Benjumea: “La era de las startups no va a acabar nunca”

María Benjumea lidera desde sus orígenes el South Summit, evento de referencia del ecosistema emprendedor, convencida del “talento” español y la apuesta de país que se necesita

29 SEP. 2019 - Madrid
6 minutos
María Benjumea, fundadora y CEO de Spain Startup y del South Summit, que se celebra esta semana en Madrid. / INNOVADORES

En la antesala de una nueva edición del South Summit, el evento que congrega al ecosistema emprendedor español y latinoamericano en Madrid, María Benjumea no esconde el estrés de los últimos detalles a solventar antes de la cita. "Son unas semanas tremendas, pero luego la sensación que te queda es magnífica", reconoce la fundadora y CEO de este congreso en entrevista con INNOVADORES. "Vamos viendo la evolución de todos los elementos y cómo el South Summit se está convirtiendo en un lugar de encuentro para identificar oportunidades y generar negocio entre todos los actores del ecosistema". 

Esa ambición, la de ser una plataforma que reemplace a la antigua plaza del pueblo a la hora de que startups, inversores y corporaciones puedan relacionarse, es la que guía los pensamientos de Benjumea. Ya en la pasada edición, el South Summit contó con más de 750 inversores que finalmente inyectaron unos 2.800 millones de dólares en las startups participantes en la feria.

"Y este año será aún mejor: contamos con la presencia de los principales fondos de inversión del mundo, e incluso del principal ahora mismo, Softbank, vienen tres personas. Vienen a tope. Es un ejemplo de que aquí  sí se consigue realmente valor, que todo el mundo puede encontrarse con las personas adecuadas, que van a encontrar chicha", remarca la ejecutiva. 

En el otro polo de la ecuación, el de las startups, los avances de esta nueva edición también invitan al optimismo. "En la competición que tenemos estamos muy contentos. No solo hemos incrementado un 18% el número de participantes (3.800 candidatas), sino que además el año pasado tuvimos una representación de 85 países y este año de 115, con un estupendo equilibrio entre las distintas regiones. Y con una calidad estupenda, como se ve después en las rondas de inversión que alcanzan las startups finalistas", añade Benjumea. Esas finalistas, un centenar de proyectos emprendedores de los que la mitad corresponde a España, tendrán la oportunidad de exponer sus ideas y modelos de negocio en La N@ve, epicentro del South Summit un curso más.

Respecto al tercero de los elementos imprescindibles para la celebración de esta cita, las corporaciones, Benjumea también afirma estar ilusionada: "Cada vez hay más empresas aquí representadas y, además, también estamos viendo que vamos a tener una gran representación de nuestros gobiernos, para que vean en vivo y en directo lo que la innovación significa para nuestra sociedad y para la economía". De hecho, la presidenta de Spain Startup adelanta que tiene la confirmación "al 99%" de la presencia institucional del presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, quien ya enarboló el cierre de la pasada edición.

Más allá de las grandes cifras y las sensaciones propias de quien está a punto de dar a luz otro capítulo de su particular serie, el South Summit presenta este año menos novedades estructurales, pero sí algunas mejoras en la estructura del evento para facilitar ese networking. Entre ellas, la creación de "espacios muy exclusivos y muy focalizados por nivel, porque no es lo mismo las necesidades de una startup en fase semilla que una en expansión. También queremos que esos espacios no estén dentro de todo el ruido, sino que puedan tener conversaciones en lugares más pequeños", detalla Benjumea. Un nuevo desafío a tenor de las 2.800 reuniones que la directiva afirma haber organizado en 2018 en el marco de este evento.

Como telón de fondo, la ejecutiva no olvida la parte reivindicativa a favor de una mayor relevancia del emprendimiento digital en la agenda pública. Afirma estar alineada al 100% con la estrategia de "nación emprendedora" impulsada por el secretario de Estado, Francisco Polo, al mismo tiempo que sentencia con una premonición: "La era de las startups no va a acabar nunca".