Actualidad    JUEGOS

Desarrollan una inteligencia artificial que se enseña a sí mismo a jugar al ajedrez

AlphaZero, creado por DeepMind, es capaz de aprender juegos como el ajedrez o el Go sin recibir información previa por parte de las personas

07 DIC. 2018
2 minutos

Un grupo de científicos de DeepMind, empresa de Google, ha desarrollado un programa informático de inteligencia artificial (IA) que se enseña a sí mismo para vencer a los humanos en sus propios juegos complejos, como el Go o el ajedrez, según un estudio que publica hoy Science.

Es una IA que apenas necesita unas pocas horas de autoaprendizaje

Los investigadores presentaron AlphaZero, un programa informático capaz "no solo de alcanzar un dominio sobrehumano en algunos de los juegos de mesa más complejos que se conocen, como ajedrez, shogi y Go, sino que también se enseña a sí mismo a jugarlos sin conocimiento previo, salvo las reglas propias de cada juego".

Los resultados, indicaron los investigadores, suponen un paso importante hacia el desarrollo de una inteligencia artificial jugadora que puede aprender y dominar cualquier juego con rapidez. Desde que el programa de ajedrez de IBM, Deep Blue, derrotó al campeón del mundo humano Gary Kasparov en 1997, las IA de juego se han vuelto más avanzadas y son capaces de vencer a los humanos en partidas cada vez más complejas. Incluso en otros juegos abstractos de estrategia, como shogi y Go, ambos significativamente más complejos que el ajedrez, también han sido dominados por las máquinas.

La novedad de AlphaZero, desarrollado por David Silver y sus colegas de DeepMind, es que evita la necesidad de información derivada de los seres humanos y, en su lugar, es capaz de aprender ajedrez, shogi y Go jugando repetidamente contra sí mismo hasta dominar cada uno de los juegos.

El sistema logró vencer a los más avanzados programas de IA especializados en estos tres juegos después de apenas unas pocas horas de autoaprendizaje. Como resultado, afirman los investigadores, ahora deben recurrir a una nueva generación de juegos, por ejemplo los videojuegos multijugador, para encarar el siguiente conjunto de desafíos para los sistemas de IA.