Salud    A RITMO DE STARTUP

El inodoro puede ser tu nuevo médico

La startup vasca S-There Technologies ha desarrollado un dispositivo IoT que se instala en el váter y analiza en tiempo real parámetros como la glucosa, proteínas o hidratación de nuestro cuerpo a través de la orina

23 NOV. 2018 - Berlín (Alemania)
4 minutos
Presentación del proyecto de S-There en la sede de Bayer en Berlín. / INNOVADORES

Que nuestra orina puede revelar cuantiosa y valiosa información sobre nuestro estado de salud no es ninguna novedad. Pero, ¿por qué utilizar los beneficios de este sistema de análisis solo de forma reactiva, cuando nos pide un estudio concreto el doctor y debemos depositarla en el bote? Eso mismo pensaron los jóvenes vascos que han fundado S-There Technologies, una compañía que ha desarrollado un dispositivo médico que se coloca dentro del váter y analiza en tiempo real nuestra orina para ofrecer información acerca de los niveles de glucosa, las proteínas, la hidratación, las posibles infecciones de orina o la propensión a padecer diabetes del usuario. Además, permite registrar y comparar todos estos datos en la aplicación móvil que lo acompaña.

"La idea nació en un hackathon organizado por el MIT y la fundación mVision en Bilbao, donde nos dimos cuenta que el inodoro era un gran sitio para realizar análisis no invasivos a personas con enfermedades crónicas como diabetes, enfermedades renales o cardíacas", cuenta Eider Zabaleta, una de las fundadoras del proyecto. Ganaron y se fueron a Boston a realizar una estancia de investigación biomédica en el MIT de seis meses que ahora les ha permitido ser una de las seis empresas de todo el mundo seleccionadas para participar en el programa de aceleración de startups de Bayer Grants 4Apps, en el que trabajan con la multinacional para mejorar las posibilidades de su producto.

"Seguimos trabajando por nuestra cuenta en las mejoras del sensor, pero de su mano además estamos averiguando cuál puede ser su aplicación en el diagnóstico en fases más tempranas de las enfermedades. También estamos viendo cómo se trabaja en los ensayos clínicos, en la preparación de la documentación para las certificaciones o en los protocolos de datos. Para nosotros va a ser una paso fundamental", explica Zabaleta sobre su colaboración con el gigante farmacéutico.

Por ahora, el gadget se basa en la sensorización y el internet de las cosas para hacer estos análisis, permitiendo al usuario no sólo registrar y monitorizar sus mediciones, sino que sus algoritmos pueden enviar avisos si se detectan patrones que indiquen posibles problemas y además se puede compartir la información con el médico. "Combinamos la tecnología de los inodoros inteligentes de los grandes fabricantes de inodoros con la escalabilidad de las tradicionales tiras de orina", dice la fundadora.