I + D    Ayudas

Un investigador español recibe ayudas europeas para diseñar un chip fotónico universal

Este dispositivo podrá utilizarse en comunicaciones digitales como 5G, sensores, internet de las cosas, inteligencia artificial y sistemas de información cuántica, entre otras aplicaciones

16 SEP. 2019
3 minutos
El investigador de la Universitat Politècnica de València (UPV) José Capmany.

El investigador de la Universitat Politècnica de València (UPV) José Capmany recibe del Consejo Europeo de Investigación 150.000 euros para el diseño, fabricación y caracterización de un chip fotónico "universal y multifuncional" a través del proyecto Field Programmable Photonic Arrays (FPPAs). Estos dispositivos podrán utilizarse, por ejemplo, en comunicaciones digitales como 5G, sensores, internet de las cosas, inteligencia artificial y sistemas de información cuántica, entre otras aplicaciones.

En concreto, esta entidad, que busca potenciar la transferencia al mercado de los resultados obtenidos en proyectos de excelencia científica, apuesta por el desarrollo tecnológico de una matriz fotónica de puertas programables integrada, que ya ha sido patentada por la UPV. 

Así, uno de los objetivos es la puesta en marcha de una spin off  enfocada en el desarrollo y comercialización de estos nuevos dispositivos fotónicos programables. “El dispositivo comparte aspectos similares a los que se emplean en electrónica, aunque también se diferencia en que estos se suponen más de un 50% del mercado mundial de dispositivos electrónicos complejos. Nuestro objetivo es que los dispositivos FPPAs tengan un recorrido y cuota de mercado similar con el desarrollo de la fotónica integrada. Al ser un dispositivo programable y muy versátil puede emplearse casi en cualquier campo de aplicación, no solamente en los sistemas que combinan radio y óptica”, destaca Capmany.

Del laboratorio al mercado

El Consejo Europeo de Investigación, creado por la UE en 2007, es la principal organización de financiación europea para una excelente investigación de frontera. Cada año, selecciona y financia a los investigadores de excelencia para ejecutar proyectos en Europa. Y con el programa de becas de Prueba de concepto, esta institución contribuye a acercar al mercado los resultados de sus proyectos. La financiación puede emplearse para explorar nuevas oportunidades de negocio, preparar la solicitud de una patente sobre los resultados del proyecto o poner en marcha nuevas empresas, entre otras opciones.

“Esta subvención permitirá validar el trabajo que desde 2016 llevamos desarrollando en el Photonics Research Labs-iTEAM, un trabajo pionero en matrices fotónicas programables y facilitará su llegada al mercado, en este caso desde una nueva spin off cuya actividad comenzará en los próximos meses”, concluye José Capmany. El nuevo proyecto Field Programmable Photonic Arrays comenzará el próximo mes de octubre y tendrá una duración de 18 meses.