Industria    AEROESPACIAL

La industria del espacio, un mercado desconocido con gran presencia española

La feria del espacio organizada por la ESA tiene como objetivo "aumentar la presencia de las pymes en el negocio y darles un poco más de visibilidad"

Imane Rachidi (EFE)
13 SEP. 2018 - Noordwijk (Holanda)
6 minutos
Parte del equipo de PLD Space, una de las pymes españolas del sector aeropaespacial. / INNOVADORES

Medio centenar de pequeñas y medianas empresas (pymes) españolas se han colado entre cientos de prestigiosas compañías de todo el mundo para acercar sus piezas y su tecnología a la Agencia Espacial Europea (ESA, en inglés), en busca de hacerse un hueco en un terreno dominado por los grandes proveedores.

"El año que viene haremos nuestro primer lanzamiento espacial, que será el primero de la historia de España. No hay muchos países que tengan las capacidades que se han desarrollado en el nuestro en los últimos años", explica a Efe Raúl Torres, CEO y cofundador de PLD Space, la empresa española que lidera la revolución de lanzadores espaciales en Europa.

Fundada en 2011 por emprendedores españoles, PLD Space trabaja desde 2016 codo con codo con la NASA europea, lo que la ha llevado esta semana a la prestigiosa feria del espacio en el Centro Europeo de Investigación y Tecnología Espaciales (ESTEC) en la localidad de Noordwijk, en el sur de Holanda.

La ESA ha ofrecido un espacio de conferencias con presentaciones sobre proyectos y herramientas innovadoras a 900 empresas procedentes de unos 40 países: 22 eran de Estados miembros y el resto, compañías no europeas procedente de Turquía, Israel, Brasil o Canadá, que buscan productos y proveedores espaciales en Europa. Más de 1.500 empresarios, expertos y compradores han desfilado por esta feria.

"Ha ido muy bien. Se nos ha acercado gente con propuestas (...) de materiales que consideramos que en el futuro pueden ser interesantes, y también han venido a vernos clientes con los cuales ya estamos negociando, algunos que ya conocíamos y otros que son potenciales clientes", detalla Torres al hacer balance de estos dos días de feria.

La mayoría se especializa en productos de subsistemas y elementos componentes de las misiones espaciales, es decir, no elaboran satélites como tal, sino que son proveedores de las grandes compañías y forman parte de largo proceso que supone elaborar el producto final que termina en misiones en el espacio.

Un total de 49 empresas españolas, como Arquimea, Aernnova Engineering, Pangea Aerospace, Karten Space o Madrid Space, se han hecho hueco en esta feria para mostrar, como señala Torres, que la situación de la industria del espacio en España "está mejorando" después de "los duros años de crisis" económica.

De hecho, la semana pasada, el grupo tecnológico español GMV se adjudicó un contrato de la ESA para desarrollar el centro de control del sistema global de navegación por satélite Galileo, que tiene un presupuesto inicial de hasta 250 millones de euros.

"Este evento se organiza para darle un fórum especial a las pymes, para que puedan reunirse con otras empresas, hablar con nosotros en un ambiente como este, y sobre todo mejorar sus capacidades de negocio", subraya a Efe Jens Kauffmann, organizador de la feria y jefe de la Oficina de la ESA para Pequeñas y Medianas Empresas.

La ESA les ha ofrecido reuniones informativas de 20 minutos sobre oportunidades comerciales y presentaciones sobre perspectivas y tendencias del mercado espacial, para que al final, según Kauffmann, estas pymes "comprendan que los Estados miembros de la ESA les apoyan" como potenciales clientes y proveedores.

El español Pablo Mahedero también ha estado presente en la ESTEC para "hacer contactos, compartir experiencias y posibilidades de colaboración" con diferentes compañías, como representante de Fusion for Energy, la organización de la UE con sede en Barcelona y que gestiona la aportación europea a ITER, el proyecto científico internacional creado para investigar la fusión nuclear.

"El objetivo es aumentar la presencia de las pymes en el negocio y darles un poco más de visibilidad frente a las grandes compañías. Las pequeñas y medianas empresas son, en primer lugar, una fuente de innovación, lo cual es muy relevante para nosotros que trabajamos en la industria del espacio", concluye Kauffmann.