Actualidad    EVENTOS

La Web Summit abre con una llamada para conseguir un internet libre y seguro

La iniciativa 'For the web' es un "contrato" para proteger los derechos y las libertades en la red

Paula Fernández (EFE)
06 NOV. 2018
6 minutos
Esta semana se celebra en Lisboa el evento Web Summit. / Web Summit

La Web Summit de Lisboa abre su mayor edición hasta la fecha con un llamamiento al compromiso para conseguir un internet más libre y seguro en el que se protejan los derechos de los usuarios y se acabe con los abusos y la manipulación online.

La iniciativa For the web lanzada por el creador de la web, Tim Berners-Lee, ha marcado la jornada inaugural de la cumbre, una de las mayores citas tecnológicas del mundo, en la que ha apelado a administraciones, empresas e individuos a unirse a un "contrato" para proteger los derechos y las libertades en internet. "Necesitamos un nuevo contrato para la web, con responsabilidades claras para aquellos que tienen el poder de mejorarla".

"Debemos asegurarnos de que la web sirva a la Humanidad, y no al revés"

Berners-Lee ha explicado que la iniciativa será lanzada oficialmente en 2019, cuando se estima que la mitad de la población mundial estará conectada a internet. Por el momento, más de 50 organizaciones ya se han comprometido a unirse, entre ellas empresas como Google y Facebook, administraciones como el Gobierno francés o personalidades como el exprimer ministro británico Gordon Brown.

En este sentido, Adrian Lovett, presidente y CEO de la World Wide Web Foundation ha señalado que durante tres décadas se ha podido comprobar "el tremendo bien que la web puede ofrecer", por lo que a medida que se trabaja para expandir sus beneficios "debemos asegurarnos de que la web sirva a la Humanidad, y no al revés".

Esta es una tarea, ha subrayado, que no puede realizar una sola empresa o un solo país, ya que nos va a llevar a "debatir, negociar y colaborar para dar forma a una web mejor". Por ello surge la ambición de construir este 'contrato' que reconoce que los desafíos a los que se enfrenta la web "exigen compromisos de una variedad de actores, desde las compañías que desarrollan tecnologías hasta los políticos que definen las leyes y regulaciones, sin olvidar los miles de millones de personas que utilizan la web todos los días".

En la apertura de este evento, también ha participado el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, que, durante una breve intervención, ha señalado que aunque la tecnología ha permitido resolver muchos problemas, también presenta desafíos y riesgos.

En ese sentido, ha alertado sobre las armas con inteligencia artificial, punto en el que ha defendido que "las máquinas capaces de matar vidas humanas son políticamente inaceptables".

Una intensa semana

Según las cifras avanzadas por la organización, la cumbre contará con un total de 69.304 participantes de 159 países, entre los que figuran más de 1.200 oradores, 1.800 start-ups y más de 1.500 inversores del sector tecnológico.

Entre los ponentes destacan nombres como el ex primer ministro británico Tony Blair; el presidente de Microsoft, Brad Smith; el de Samsung Electronics, Young Sohn; o el cofundador de Twitter Evan Williams, así como altos cargos de compañías como Tinder, Nestlé, Shell, Booking, Volkswagen, Renault, Yahoo o IBM.

Las conferencias conjugarán la tecnología con ámbitos tan diversos como las relaciones personales, el entretenimiento, el medioambiente, la política, la moda o el deporte.

Lisboa El primer ministro portugués, António Costa, ha hecho un repaso de las bondades lusas y ha invitado a los miles de asistentes a "vivir, trabajar o inventar en Portugal". "Estamos muy contentos por acoger la Web Summit en Lisboa durante los próximos 10 años", dijo Costa, recordando así el acuerdo alcanzado el mes pasado para que la cumbre permanezca en la capital lusa hasta 2028 a cambio de una inversión anual de 11 millones de euros. Portugal es "un lugar muy especial del que nos hemos enamorado y va a ser nuestro hogar los próximos diez años", ha señalado, por su parte, el máximo responsable de la Web Summit, Paddy Cosgrave, que ha llamado al escenario a varios emprendedores portugueses para que pulsaran un botón simbólico de inicio a la cumbre