Salud    Investigación

Desarrollan un dispositivo para la gestión de residuos de medicamentos peligrosos

Esta tecnología, desarrollada por Fisabio y Hospifar y que cuenta con una patente, garantiza que manipular estos fármacos no es un riesgo para el profesional sanitario

23 JUL. 2019
4 minutos
Este dispositivo está patentado por Fisabio, el Hospital Universitario Doctor Peset y Hospifar.

A finales de los años setenta del siglo pasado, la OMS reconoció que la manipulación de determinados medicamentos contra el cancer había provocado mutaciones genéticas en la orina de enfermeras que preparaban estas soluciones en el departamento de oncología. Los profesionales de la sanidad conocen los riesgos que implica el contacto con determinados productos. De hecho, en los servicios de farmacia de los hospitales estos compuestos se preparan en cabinas de seguridad biológicas que evitan el riesgo del manipulador que provocan este tipo de medicamentos.

Ahora, el servicio de farmacia del Hospital Universitario Doctor Peset, la Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunitat Valenciana (Fisabio) y la empresa valenciana Hospifar S.L. han desarrollado y patentado un nuevo dispositivo portátil que permite manipular y reenvasar los medicamentos peligrosos con total seguridad y de una manera más sencilla.

Esta máquina incorpora una cabina ventilada que dispone de un sistema de filtración (prefiltro para partículas de mayor tamaño y doble filtro 'HEPA', High Efficiency Particulate Air) que elimina la posibilidad de evacuar o extraer partículas peligrosas al exterior que puedan ser inhaladas por el personal sanitario y/o contaminar el medio ambiente. Se cumple así la normativa y las recomendaciones del Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo (INSST) para la manipulación de medicamentos peligrosos en los centros hospitalarios, con garantías de protección tanto para el personal sanitario como para el entorno.

Una de las grandes ventajas de este nuevo dispositivo es que frente a las cabinas de seguridad o las salas blancas que requieren de espacios amplios para su instalación, la nueva máquina es ergonómica y está diseñada para funcionar de forma autónoma, independientemente de las especificidades técnicas del entorno. Puede colocarse en cualquier superficie de trabajo y asegura en todo momento la contención del medicamento peligroso en el interior de la cabina de la máquina durante la preparación de la dosis, antes de su envasado.

La máquina pretende ser una solución económica y eficiente, que no necesita de complejas instalaciones técnicas para asegurar una correcta y segura manipulación de medicamentos peligrosos.

¿Cuáles son los medicamentos peligrosos? Son aquellos que presentan un riesgo químico para el personal que los manipula; en concreto, relacionado con la actividad carcinogénica, teratogénica, genotóxica y tóxica sobre el proceso reproductivo o sobre un órgano concreto a dosis bajas. Entre ellos se encuentran fundamentalmente los quimioterápicos empleados en oncología.
Son envasados por los laboratorios en formato multidosis o a granel, tras lo que las dosis prescritas a cada paciente se reenvasan y dispensan individualmente en las farmacias hospitalarias. Para ello, es necesario manipular los medicamentos, fraccionarlos en algún caso y envasarlos.
A lo largo de todo el proceso es importante garantizar un espacio seguro de trabajo que evite la exposición a partículas nocivas por inhalación y/o contagio cutáneo, tal como marca la actual legislación.