Finanzas    Biometría

Pagar en el autobús con reconocimiento facial

Mastercard implementa en una línea de la EMT de Madrid la identificación biométrica para pagar el billete

19 SEP. 2019
5 minutos
Una de las pruebas del pago biométrico en el lanzamiento de hoy del proyecto piloto.

El pago biométrico a través del reconocimiento facial estará disponible en una línea de autobús de la EMT de Madrid. Se trata de un proyecto piloto de Mastercard, en colaboración con EMT, Banco Santander y la startup Saffe para implementar este forma de pago durante los próximos meses, de forma gradual, para que los usuarios prueben esta experiencia en los autobuses. "Si el proyecto es exitoso, se valorará una futura ampliación a más líneas", explican fuentes de Mastercard.

Los usuarios de los autobuses de Madrid simplemente tendrán que descargarse una aplicación móvil de EMT en la que introducirán sus datos de pago y se harán una fotografía de su cara para empezar a utilizar el pago biométrico. A partir de ese momento, una vez dentro del autobús, mostrarán su cara a una cámara de reconocimiento que les permitirá validar, a la vez, la identificación y la autenticación, es decir, la compra de billete y el pago del mismo en un solo gesto.

Las primeras pruebas del proyecto, realizadas en el marco de Madrid in Motion, han sido "positivas", tanto en laboratorio como en autobús real, lo que permite ahora ponerlo al alcance de un centenar de usuarios. Tras este piloto, se evaluará la experiencia de usuario, la escalabilidad e integración con operadores y soluciones movilidad como servicio (MaaS, por sus siglas en inglés), así como la seguridad y fiabilidad en los pagos para valorar su posible posterior despliegue a más líneas de autobuses.

Para poder llevar a cabo este proyecto, Mastercard lanzó a principios de año el reto de la identificación biométrica de los pagos al ecosistema emprendedor y tras una selección de varias startups, se eligió a  Saffe, startup de origen británico, especializada en autenticación de reconocimiento facial, con quien ha desarrollado este piloto. El fin que se persigue es que "el ciudadano pueda moverse por los distintos medios de transporte de la ciudad con eficacia y que el pago sea seguro y sencillo".

El objetivo de esta iniciativa, impulsada por el Ayuntamiento de Madrid, es propiciar la colaboración entre corporaciones, administraciones públicas, startups y ciudadanos para definir juntos el nuevo paradigma de movilidad urbana y exportar soluciones innovadoras a la industria para que Madrid se convierta en una ciudad referente en el área de movilidad.

Paloma Real, directora general de Mastercard España, destaca que la creación de este "proyecto único y pionero en toda Europa es un reflejo como la colaboración entre empresas privadas y administraciones públicas puede desembocar en un mejor servicio para todos los ciudadanos y en un importante ahorro para la ciudad". Mastercard quiere así construir una red mundial de acuerdos público-privados con el fin de "crear una nueva generación de ciudades inteligentes, que sean más sostenibles, respetuosas con el medio ambiente e inclusivas".

Movilidad como servicio en Madrid Desde 2016, Mastercard ha trabajado de la mano de EMT y Banco Santander en la puesta en marcha del pago con tarjeta bancaria contactless. El piloto, que se llevó a cabo hace tres años, en dos líneas de autobús (línea Exprés aeropuerto y 27), se materializó en febrero, cuando se inició la implementación en los autobuses de Madrid. Recientemente se inició la segunda fase de implantación del sistema de pago con tarjeta bancaria y dispositivos móviles en el servicio de autobuses, ampliándolo a nuevas líneas.