Industria    Aeroespacial

Satélites europeos Iris para controlar los aviones en ‘4D’

El proyecto liderado por Inmarsat y la ESA inicia el proceso de implementación comercial tras finalizar la fase de desarrollo, según anuncia en el World ATM Congress

18 MAR. 2019 - Madrid
7 minutos
El World ATM Congress ha sido el escenario para presentar el desarrollo del programa europeo Iris. / INNOVADORES

Seguramente no era esta la semana más cómoda para un congreso mundial sobre tráfico aéreo, con la seguridad sobre la mesa, mientras en más de medio mundo se veta a los Boeing 737 Max, tras el accidente de un avión etíope, con características similares a otro ocurrido hace seis meses en Indonesia. Dos aparatos del mismo modelo caídos de 345 entregados es más del 0,5%. Un porcentaje de siniestralidad absolutamente inaceptable en aviación. 

Pero el World ATM Congress, celebrado en Madrid, iba en realidad sobre los retos de digitalización e incorporación de nuevas tecnologías a las infraestructuras para la gestión del tráfico. No se dedica, precisamente, a los aparatos voladores propiamente dichos, aunque se colasen algunos como el futurista dron autónomo Horizon X, para pasajeros y carga, cuya maqueta de concepto exhibía Boeing en su stand, ajeno a otras polémicas.

Cuestiones como la incorporación de la inteligencia artificial a las torres de control, que según el responsable húngaro Csaba Gergely ya es "sólo una cuestión de cuándo ocurrirá", porque la tecnología necesaria está totalmente disponible. Claire Blejean, de la consultora Helios, afirma que su aplicación supone ir mucho más allá de la capacidad de la vista humana de los controladores en extensión y agudeza, utilizando visión computacional en diversos espectros lumínicos, con identificación de objetos, incluso en condiciones de niebla y mal tiempo, con los que el ojo no puede. "Además, el sistema no padece distracciones ni bajadas de atención por fatiga", señala, mostrando ejemplos del software de la canadiense Searidge Technologies.

Pero la gran cita aérea era con el espacio: el programa Iris, para modernizar la gestión del tráfico aéreo europeo, "ha completado la fase de investigación y desarrollo y ahora comienza el proceso de implementación comercial", anunció Joseph Texeira, vicepresidente de seguridad aérea y ciberseguridad de Inmarsat

El programa Iris, liderado por la compañía de satélites Inmarsat en colaboración con la Agencia Espacial Europea (ESA), lo ha desarrollado un consorcio de más 30 empresas europeas. La idea nació en ESA en 2008 y el proceso ha llevado cinco años. Su propósito es "usar recursos espaciales en tareas no espaciales",  explica Magali Vaissiere, directora de telecomunicaciones y aplicaciones integradas de ESA. Es decir, se trata de utilizar los satélites disponibles para crear una red de comunicaciones y transmisión de datos de banda ancha "complementaria", para el intercambio de información entre aeronaves y sistemas de control. El efecto que espera Vaissiere es un incremento "de la competitividad europea" en actividades aéreas. 

Ese aumento de la capacidad de transmisión de datos, señala Texeira, permitirá "hacer seguimiento en 4D" de los aviones, incluyendo latitud, longitud, altura y hora, con un control más exacto de sus posiciones y gestión más eficiente del tráfico para "reducir los retrasos y ahorrar combustible". Además, no se limita a los cielos de Europa. "Si cruza el Atlántico, sin duda, habrá un satélite de Inmarsat", afirma Texeira. 

No obstante, Thierry Racaud, CEO de European Satellite Service Provider, responde a INNOVADORES que por ahora no es posible disponer de una 'caja negra' online, en tiempo real, con toda la información que genera el avión, incluido el flujo de datos de los motores y otros sistemas. "Cada vez se demandan más datos, pero de momento una parte de ellos sólo se puede descargar cuando el avión está en la puerta de embarque, en el aeropuerto. No se pueden compartir constantemente mientras está volando. La solución tecnológica puede existir, pero este 'datalink' está listo como columna vertebral conceptual de SESAR (Single European Sky ATM Research), porque mientras no tengamos digitalizada la conexión entre el avión y el control en tierra, no podremos desarrollar la plena operatividad".

El primer objetivo de Iris es cumplir los requerimientos de SESAR , la iniciativa marco de cielo único europeo, para armonizar los sistemas de control aéreo nacionales, las políticas y las regulaciones. Los pasos inmediatos para aplicar los satélites a esta misión serán organizar el llamado Iris Service Provision, certificarlo (en 2020) y demostrar la eficacia de funcionamiento con pruebas en uso real entre 2020 y 2021 para que ese mismo año se pueda empezar a utilizar el servicio.