TIC    PREMIOS

Un robot que palpa a los pacientes, entre los ganadores de los premios IERA

La Federación Internacional de Robótica elige a los tres mejores robots del año: uno con aplicaciones en el sector salud, otro en ganadería y el tercero para la industria manufacturera

23 JUL. 2018
3 minutos
LBR Med es uno de los robots seleccionados por IFR entre los mejores de 2018. / INNOVADORES

La 14 edición de los premios IERA, entregados por la Federación Internacional de Robótica (IFR), ya tiene tres robots ganadores: el ‘médico’ alemán LBR Med; el ‘granjero’ holandés Discovery 120 Collector y el ‘manufacturero’ estadounidense Gecko Gripper.

LBR Med

Kuka ha desarrollado un robot ligero que puede utilizarse en investigación médica como asistente de robot, ya que cuenta con certificado internacional para integrarse en un dispositivo médico. Así, puede ayudar con las endoscopias, las biopsias, usarse con láseres óseos o colocar tornillos pediculares.

Con sus sensores de torsión en las articulaciones ”palpa sensiblemente al paciente” y permite que el médico o terapeuta lo trate con cuidado. Además está preparado para la colaboración estrecha con personas: se aleja automáticamente de él cuando lo desea y lo toca, pero al mismo tiempo puede ayudar al médico con secuencias de movimiento complejas.

Gracias a su revestimiento de superficie especial cumple con los más altos requisitos de higiene, “su cubierta biocompatible garantiza una superficie de trabajo absolutamente estéril”.

Gecko Gripper

Gecko Gripper

OnRobot ha desarrollado Gecko Gripper, con una tecnología que se inspira en la naturaleza y se basa en un trabajo de la NASA junto con la Universidad de Stanford. Está enfocado en la industria manufacturera: puede levantar y trasladar cualquier superficie plana y lisa, gracias a la distribución de varios sensores, tanto de precisión como de carga.

Su nombre da un pista de sus funcionalidades: como los gecos (reptiles), que se adhieren a superficies lisas con sus pies gracias a miles de millones de pelos pequeños, el brazo robótico tiene millones de pequeños ‘tallos’ que tienen un efecto adhesivo tan alto que puede agarrar y mover incluso una hoja de metal o vidrio.

Discovery 120 Collector

Discovery 120 Collector

Dando un salto al mundo agrario, el tercer robot premiado por IFR se encarga de limpiar los establos. El Discovery 120 Collector, desarrollado por Lely International, absorbe el estiércol de vaca con una bomba de vacío, en lugar de empujarlo como hacen otros dispositivos mecánicos. 

Una vez que el dispositivo está lleno, se conduce automáticamente a una estación de descarga y se vacía allí. Este robot está controlado por sensores integrados a lo largo de una ruta que se programa en el establo.